RESTAURANTES BODAS MADRID: SABER ELEGIR UN BUEN MENÚ – EN FUENTEARCOS , TU BODA

Fuentearcos nos ofrece sus instalaciones, de más de 20.000 m2, para nuestra boda. Es un espacio único, cubierto de jardines y zonas verdes a tan sólo 10 km de Madrid. Tienen a un grupo de trabajadores expertos que nos ayudarán a organizarlo todo, de igual modo que sus profesionales cocineros nos ofrecen riquísimos menús de boda. En sus instalaciones ponen a nuestra disposición bellísimos salones de boda. Cuidan cada detalle para que el día de la boda sólo tengamos que ocuparnos de atender a los familiares, invitados y amigos. Toda la información para organizar nuestra boda a nuestro gusto la tenemos en Restaurante bodas Madrid.

NUESTRA BODA EN UN JARDÍN

Ponen a nuestra disposición bellísimos salones de boda con jardines independientes, donde hacer el cóctel de bienvenida, el banquete, la fiesta posterior… y también la ceremonia civil. Tras la celebración del banquete, en alguno de sus bellísimos salones de boda o en el paradisíaco jardín, podemos seguir la fiesta. En la carta de servicios tenemos la opción de contratar la barra libre. Para bailar al son de su DJ.

Entre sus servicios y en cuanto a la ceremonia, nos encontramos por ejemplo con que ponen a nuestra disposición al Maestro de ceremonia, la decoración floral,el altar, la alfombra, sillones para los novios, sillas para los invitados…

Pero también nos ofrecen otros servicios como el asesoramiento en general y protocolo, zona infantil, parking, menús especiales, acceso a minusvalidos, selección de menús, menú personalizado y mucho más. Mejor que consultéis para mayor información.

 

RESTAURANTES BODAS MADRID

LA ELABORACIÓN DEL MENÚ

Nos brindan un buen número de opciones en donde nos encontramos con  platos como los siguientes: ensalada o crema, cucharita de tartar de salmón, Vasito de soja con frutos del mar y brotes tiernos, queso con membrillo y mango, Chupito de crema de temporada, cornete de mejillón con chips vegetales, spanish sushi y nigiri de langostino, bombón de morcilla con ali-oli de manzana, langostino empanado en pan de gambas, Croquetita casera de Ibérico, Crujiente de marisco en panco, Calabacín en tempura con humus y salsa de miel, Hamburguesita de solomillo con queso y cebolla caramelizada, Sorpresa crujiente de queso con frambuesa, Mini rollito de primavera con salsa agridulce, Choricitos en pan payés, gazpacho de remolacha y crema de melón a la vainilla, caldito de ave y crema Vichyssoise…

OPCIONES PARA EL CÓCTEL

Si lo que queremos es ofrecer también un toque diferente a nuestra boda, podemos añadir auténticos corners e islas a lo largo del cóctel de bienvenida. Nos ofrecen Corner de arroces, cocina en directo de arroz banda y arroz negro, corner de cremas frías, salmorejo cordobés, gazpacho de melocotón, gazpacho de remolacha, crema de melón, mini burguers, perritos calientes, nuggets de pollo y ensalada César, corner de sushi, corner de mojitos y caipirinhas, barra con bartender mejorando mojitos y caipirinhas a lo largo de el cóctel, corner de cervezas Premium, corner de huevos de codorniz, cocina en directo de tostas de huevos de codorniz con pisto manchego y sobrasada, corner de quesos, y corner de jamón, entre otras cosas.

RESTAURANTES BODAS MADRID

IR ORGANIZANDO LA BODA

Como un año antes podemos ya empezar a elegir fecha y hora y hacer una lista principal de invitados. Ya es el momento de buscar en Restaurante bodas Madrid para elegir el sitio. Y a buscar también el vestido. Unos seis meses antes escogeremos el diseño de las invitaciones y haremos los trámites necesarios. Pedimos presupuesto para imágenes y vídeo. Ver peluquería y maquillaje e ir pidiendo cita para las pruebas. Ya con tres meses de antelación enviamos las invitaciones. Se suele hacer la primera prueba del vestido. Pensamos en los accesorios… velo, zapatos, tocado, ropa interior. El novio elige su traje y se llevan a cabo los cambios que se quieran para estar cómodos y listos para el día de la boda. Y queda la degustación del menú para el banquete, el destino para la “Luna de Miel”, elegir las alianzas y encargar las inscripciones, elegir el servicio de fotografía y vídeo y reunirse con ellos para acordar el estilo.

Pero ahí no acaba la cosa, los dos meses anteriores a la boda hay que ver los detallitos para los invitados, los regalos customizados, buscar las arras, las músicas, el DJ o los músicos, la prueba del vestido con el peinado y el maquillaje, disfrutar de la despedida de solteros, reservar el coche de alquiler, el ramo de novia, la decoración floral de la iglesia y el coche, comprobar la lista de invitados y llamar para corroborar asistencias, ver el montaje del salón y la distribución de mesas y poco más.