ASADOR PONTEVEDRA: Buen precio y el mejor producto. – Un restaurante de prestigio reconocido por su selección de pescados y mariscos, por su gran pluralidad de recetas tradicionales. El restaurante del Hotel Virgen del Camino responde gratamente a las esperanzas culinarias que cualquier visitante a Galicia espera. Para esto, el cómodo y muy elegante comedor se prepara día a día, desde el desayuno, pasando por el almuerzo y la cena hasta cualquier clase de servicio de cafetería.

Se pueden saborear las más deliciosas carnes, pescados y mariscos. En sus especialidades se hallan platos habituales gallegos como la croca, el chuletón, el bacalao y el pulpo a la brasa, entre otras muchas. También tienen menús diarios, concebidos para los visitantes de empresa. Restaurante Hotel Virgen del Camino lo encontramos en Asador Pontevedra.

Entre sus vinos vamos a poder escoger desde los afamados Alvariño, Rosado, Ribeiro o bien Ribeira Sagrada (Mencía) de los gallegos, como una extensa selección de Rioja o bien Ribera del Duero que completan una deliciosa carta.

Lo aconsejo para comidas familiares o bien menú del día. Además de esto está a un paso del centro y el entorno es sosegado. Las mesas están suficientemente separadas para no tener que escuchar conversaciones extrañas. La atención es adecuada. Yo he ido en muchas ocasiones con mi familia y es una alternativa cómoda. Menú del día económico y de calidad. A la carta estupendo. Muy aconsejables la croca y los postres caseros.

El Virgen del Camino asimismo cobija un bar de tapas, ideal para gozar de una bebida ya antes de salir por el centro de Pontevedra. Puedes reservar para ir a comer o bien cenar y saborear sus carnes, pescados y mariscos.

Galicia es famosa por sus vinos y que mejor que acompañar tu comida con un Alvariño o bien un Ribeira Sagrada (Mencía). Tras una buena comida que mejor que ver un tanto la urbe de Pontevedra. Puedes dirigirte al convento de Santa Clara donde vas a ver las gárgolas que son una mezcla de animales mitológicos y actos sexuales ejecutados con envidiable agilidad.

Buscando Asador Pontevedra nos encontramos enseguida con este establecimiento, que es parte de un céntrico hotel desde el cual es fácil visitar sitios como las ruinas de Beato Domingo, a la vera de la Alameda, se trata de un viejo convento medieval que no tiene techo, solo cuenta con arcos góticos y lápidas de caballeros y damas ignotos.

Hay muchas razones para visitar Pontevedra. En los últimos tiempos, se ha peatonalizado una gran parte del centro urbano, que ahora se encuentra absolutamente amoldado para favorecer la movilidad de la gente: los carros de bebés, las sillas de ruedas y las bicis pueden atravesar la urbe sin inconvenientes ni amenaza de automóviles de ruedas. El tráfico y el estacionamiento se han reducido y ralentizado bajo los treinta kilómetros por hora. Toda la zona monumental se ha cerrado a la circulación, lo que deja caminar, relajarse y retratar reposadamente.

Hay mucho que ver. La parte monumental es de las mejores de toda Galicia y le gana a la más famosa de S. de Compostela en que tiene mucho mejor tiempo.

En Pontevedra, las terrazas siempre y en todo momento están llenas, y las noches se viven en la calle, en múltiples plazas con terrazas llenas de gente. La más grande de las plazas es la de A Ferraria, a la vera de la iglesia de la Virgen Peregrina, y entrada natural a la zona monumental. Tanto la plaza como la iglesia se hallan en pleno Camino de la ciudad de Santiago portugués.

Cualquier visitante que desee conocer en profundidad el ánima pontevedresa debe hacer exactamente el mismo recorrido 2 veces: una de día, en plan turismo monumental, y otra por la noche, para gozar de la gastronomía y la vida nocturna de la urbe. Y el Virgen del Camino ofrece el servicio de alojamiento y restaurante para tener una estancia imborrable en Pontevedra.

Este alojamiento cuenta con recepción veinticuatro horas. La estación de ferrocarril de Pontevedra está únicamente a quince minutos a pie.

Pin It on Pinterest

Share This

Share This

Share this post with your friends!